viernes, 7 de agosto de 2009

Jianchuan - Lijiang 112 km

video

Con las piernas algo doloridas del día anterior pero con unas ganas inmensas de pedalear y acompanados de un estupendo día soleado, salimos de nuestro hotel en Jianchuan por el primer cruce a la derecha dirección Heqing, dejando la G 214 a un lado y adentrandonos en una carretera secundaria rodada de arrozales y gente de aquí para allá para realizar sus labores de campo.

La carretera se puso difícil, aunque el asfalto era de muy buen estado, las rampas de los primeros relieves se empezaban a notar. Entramos en un puerto de montana, con ni se sabe cuantas curvas de herradura que durante unos 30 km de subida no nos abandoraron. El paisaje era impresionante, como poco a poco alanzábamos altura y nos adentraba en el interior de las montanas. Por esta carretera eran muy pocos los vehículos que pasaban con lo cual el duro ascenso se hizo relajado sin tanto claxon.

Cruzamos algunos poblados remotos, peque nas aldeas con habitantes que cuando pasabamos se que daban con la boca abierta, e incluso los niños venían corriendo a ver que pasaba. En mitad de la carretera extendían la siembra e arroz seco y utilizaban la calzada como si se tratara de una era para reparar el cereal de la paja. Curioso método.

Por fin, tras una sudada de litros y litros alcanzamos la cima y empezó una bajada nada fácil. Madre mía!, que a nadie se le ocurra llevar las cubiertas típicas de cicloturismo que venden en Decatlon esas que tienen un dibujo bonito. Pues resulta que a pesar de chirriar en las curvas estas ruedas no agarran nada bajando. Quizás para subir y llanear esta muy bien pero para bajar te la juegas.

Bueno, es tarde para arreglar esto, con mucho cuidado bajamos al fondo de otro valle. Allí repostamos liquidos en un pequeño puesto de chucherías y proseguimos nuestra marcha. Como al kilómetro 60 nos decidimos a comer unos arroces para coger un poco de fuerza. A partir de Heqing nos dirigimos a nuestra ciudad meta, Lijiang.

La cosa cambio la carretera era llana con un poco de subida o falso llano paralelo a un rió el cual lo íbamos ascendiendo poco a poco rodeado otra vez de arrozales.

Por fin llegamos a Lijiang. Vestidos de ciclistas y con todo el equipo nos adentramos en el casco antiguo buscando un hotelillo. El pueblo es como un laberinto y estaba lleno de turismo chino a reventar, casi ni se podía andar. Al final encontramos un hotel tipo rústico que tenían habitación libre. Que pedazo habitación!, es una suite. No esta mal para celebrar nuestro gran merecido descanso.

DATOS DE LA RUTA

KM DIA 112.64
TIEMPO INVERTIDO 6:42
VELOCIDAD MEDIA 16.66
VELOCIDAD MAXIMA 53.50
TIEMPO TOTAL 10:10

2 comentarios:

  1. Qué envidia dáis!!!

    Disfrutad un poco por los que no podemos, un fuerte abrazo, salud y buenviaje!!

    Eduardo.

    ResponderEliminar
  2. más fotooooooos!

    de las cubiertas del Deca ya juré en arameo varios cientos de veces en el anterior viaje que no volvería a usarlas...

    esos frenos, siempre a punto! juas juas

    ResponderEliminar